26 de febrero de 2016

YECLA, PROTAGONISTA

De un tiempo a esta parte me han ido llegando noticias con Yecla como telón de fondo.

Son buenas noticias, de esas que me sorprenden gratamente y me hacen sacar pecho, orgulloso de mi patria chica.

La primera fue hace un par de semanas, cuando un amigo me enviaba un enlace que me llevó a saber que un vino elaborado en Yecla ha sido seleccionado como uno de los tres mejores vinos de 2015 por su relación calidad - precio.
Ahí es nada.

Casualmente el mismo día en el que me enteré, mi hija había hecho una excursión a las Bodegas Castaño de donde procede.

- ¿Qué tal en el cole? - le pregunté - ¿Os ha gustado la visita?

- Pues no mucho, -contestó- porque en algunos sitios había una peste que no se podía aguantar. ¡Teníamos que ir con la nariz tapada! Y a los profesores les han dado vino, pero a nosotros nada.

Hay temporadas en las que el cuerpo me pide tomar un poco de vino tinto para acompañar las comidas. Siempre que me lo sirvo (con dos dedos me es suficiente) me acuerdo de una profesora, una de las más veteranas de la Universidad de Alicante, que una vez coincidió en el comedor frente a mí. Mientras se servía un poco de vino tinto me miró y me dijo en voz baja, como si se tratara de un secreto:

- Es que esto es bueno para matar los bichitos (y se señalaba el vientre al decirlo)

Aquello se me quedó grabado.

En fin, tendré que probar este Solanera de mi tierra y ya veré si me gusta tanto como otro vino yeclano que me parece excelente, el tinto Iglesia Vieja.

La otra noticia tiene que ver con el grafeno.

No sé vosotros, pero hasta hace dos días yo no tenía ni idea de lo que era esto del grafeno, ni siquiera lo había oído nombrar.
Sin embargo ahora no salgo de mi asombro al conocer que es un material que en breve revolucionará el mundo entero por sus múltiples aplicaciones en la informática, la arquitectura, la sanidad, la automoción, la energía y otros muchos campos.

El grafeno proviene del grafito, el material con el que se hacen las minas de los lápices. Unos científicos rusos descubrieron, por pura casualidad, que sus átomos se disponen en forma de panel de abeja y que esto hace que tenga una alta conductividad térmica y eléctrica.

El grafeno es además de una gran dureza. Se comprobó que es 200 veces más duro que el acero e incluso más que el diamante, siendo hasta hoy el material más resistente del mundo.
Por si esto fuera poco, es ligero, flexible y transparente.

Así que gracias a las características del grafeno, en un futuro cercano los procesadores alcanzarán una rapidez y una potencia 25 veces superior a la actual.

Los ordenadores, televisores, móviles, etc... podrán ser flexibles, táctiles y transparentes. Las baterías durarán diez veces más que las actuales de litio.
Las prótesis para los implantes en cirujía también podrán ser de grafeno.
También se ha descubierto que el grafeno podría transportar información 100 veces más rápido que la fibra óptica actual.

Y todo esto, qué tiene que ver con Yecla, os estaréis preguntando.

Pues mucho, porque gracias a dos yeclanos, los hermanos Martínez Rovira, Yecla no va ser conocida unicamente por su industria del mueble, sino también por albergar la mayor productora de grafeno del mundo.

A pesar de que el material se conoce ya desde hace unos años, nadie había conseguido fabricarlo a gran escala, pero estos hermanos se empeñaron en dar con la solución hasta conseguirlo. Patentaron su logro y hoy serán los únicos que puedan fabricar grafeno con longitudes kilométricas, por lo que en adelante se podrán construir aviones, barcos, trenes, satélites, etc, etc... con este material.

El pueblo de Yecla está feliz con la noticia porque se prevé que puede dar trabajo a cientos de personas.

A mi me hace especial ilusión la cantidad de aplicaciones que tiene el grafeno en beneficio del medio ambiente, que son muchísimas, (pintura que haría las funciones de placas solares, por ejemplo) pero me preocupa el hecho de que el grafeno supone tal revolución y tal cambio, que ya hay muchos sectores (cementeras, farmacéuticas...) a los que no les interesan estos avances, y, la verdad, me disgustaría mucho que terminaran perjudicando su producción.

Y tercera noticia sobre gente chula de mi ciudad.
Hay aquí un famoso gimnasio llamado Lucasport que preparó a unos chavales para que participaran en el concurso de TV Got Talent España.
El grupo está compuesto por ocho chicos y ocho chicas que practican el baile moderno y se hacen llamar JaqueMate.

Pues bien, fueron seleccionados entre miles de participantes y el nombre de Yecla se podrá oir en ese concurso que emiten los sábados noche en Tele5.

En mi casa lo seguiremos muy especialmente porque conocemos a una de las participantes, Cristina, que es compañera de clase de Samuel.

Me despido por hoy con un video, también realizado por el Gimnasio Lucasport, en el que de una forma muy original se van presentando lugares emblemáticos de la ciudad, de esta ciudad tan guapa que produce excelentes vinos, que servirá el revolucionario grafeno al mundo entero y que baila al son de la alegría y la esperanza por un futuro próspero.


¡Brindo por mi Yecla!





12 de febrero de 2016

ESAS MALDADES QUE GUARDO

Rara es la vez en que entro en Internet y no encuentro algo relacionado con el diablo. Puede que a vosotros os ocurra lo mismo, pero como sois simples mortales de condición poco pecadora, no prestáis atención a tan atractivas señales, y la mayoría os pasarán inadvertidas.

En cambio yo tengo una predisposición genética que me impulsa a apretar el botón derecho del ratón y  guardar la imagen en mi ordenador.
Llega un momento en que tengo tantas que podría enterrarme en ellas y no me veríais ni un cuerno. Entonces, cuando me aburro (y no hay moscas a la vista) las clasifico por carpetas:
 
"Diablos muy horribles" "Diablos de chiste" "Diablos de chiste 2" "Diablos culturales" "Diablos de leyenda" "Diablos con pezuña" "Diablos inclasificables" "Diablos para el blog"


Esta última carpeta tiene su gracia, porque la complemento con fotos que voy haciendo por la calle (que también está llena de atractivas señales, aunque vosotros no las veáis) o con dibujos, o con titulares de periódicos... hasta que llega un momento en que la carpeta se pone colorada, señal que indica que quiere que la publique.
Y eso es lo que toca hacer hoy.

Para empezar voy a exponer lo que podría ser la biblioteca del infierno
Aquí abajo,  en el trayecto que va desde la sala de calderas de vapor finlandés, a la de brasas saharianas, uno puede hacer un alto en el camino y leer un ratillo algún libro infantil...
... o  juvenil...
... o para adultos...
... o para adultos adulterados.
Fotos de diablos tendré  unas 12.852 y mi intención es llegar a las 66.666, para así llamar a Pepe Guiness y que me reconozcan el mérito. (Y después ya tocará que se acabe el mundo o algo)
Pero de entre todas, hoy voy a exponer una de las más chulas, porque además viene con mosca incluida. Sí, la famosa mosca que siempre mato con el rabo cuando me aburro (que no sé muy bien cuándo es eso, la verdad)
En esta carpeta tengo también cosas poco serias...
... que quedan compensadas con otras de mucha risa
Este verano, paseando por las calles de Benidorm, encontré el mejor nombre que se le puede poner a un pub de ciudad costera calenturienta.
Y luego está ese amplio mundo de comprar y vender a través de Internet. En la red puedes encontrar de todo, y cuando digo DE TODO, quiero decir hasta sartenes con cuernos...
...con las que puedes hacer riquísimos huevos fritos diabólicos (seguro que los cuernos salen churrascaditos) 
O  qué tal unos calcetines molones...
... con los que siempre podrás decir que tienes el diablo a tus pies, que también tiene su punto de soberbia.

Ya os advierto que el Cielo es un lugar aburridísimo. Toda la eternidad sonando el "Spotify celestial" en el hilo musical, soportando una y otra vez todas las versiones del Ave María de Schubert. No, en serio, llega un momento en que te quieres morir (pero entonces te das cuenta de que ya estás muerto y te da por llorar a lo bestia)
Aquí abajo, en cambio,  además de montarnos unas tremendas barbacoas, cualquiera puede aprenderse chistes...
... para hartarse a reír de "los de arriba" 
Y si te parece que la eternidad pasa muy lenta, y te aburres un poco, hay otros libros para solucionarlo.
Por cierto, este me encanta. Mirad cómo se llama uno de los dibujantes. ¡¡JUANFRA CABRERA!! ¡¡Por sólo una letra NO SOY YO!!
Este es un dibujo de Aitana que ya os mostré y que, a pesar de presentarme con una pata de palo y la otra de morcilla,  se ha convertido en mi avatar favorito. Pero recientemente encontré otro dibujo aún más antiguo. Con 5 años me hizo este retrato:
Sí, debe aprender a hacerme los tridentes más manejables, y ya le dije que con ser diablo me sobra, que lo de vampiro ya es too much.

Me despido por hoy con un par de aportaciones caseras, con la intención de que sirvan para que alcancéis de una vez la condición ultra-pecadora, que os sigo viendo demasiado "celestiales".
video

2 de febrero de 2016

CUANDO ÉRAMOS TAN PEQUEÑOS...

Lo maravilloso de la infancia es que cualquier cosa es en ella una maravilla.

Gilbert K. Chesterton (1874-1936) 
Escritor británico.




Suelo ver por mi barrio a una mujer joven caminando ligera por la acera, y un niño de tres o cuatro años que se apresura por alcanzarla.

La primera vez que les vi, el niño iba llorando y ella le ignoraba por completo, llegando a dejarle varios metros atrás. 

Pensé que a la criatura le habría entrado la típica rabieta que a veces les da a los niños y que la madre, para darle a entender que no cedería a su chantaje emocional, estaba metida en su papel con determinación.

Lo que me chocó es que llegó a cruzar una calle sin mirar atrás, y el niño, viendo que su madre se alejaba demasiado, corrió a su encuentro.
Finalmente les perdí de vista, pero me quedé inquieto pensando si, siguiéndola, cruzaría alguna calle sin mirar.

La segunda vez que me los crucé, supe que eran extranjeros; rumanos, pensé. La madre estaba echando al niño una bronca. Se había detenido para encararlo a ella y le gritaba. El niño alzaba la cabeza y la miraba con ojos llorosos. Cuando levantó los brazos para tocarla, para abrazarla tal vez, la mujer empezó a caminar con viveza, como suele hacer, y el niño, otra vez, la siguió apesadumbrado.

Ese día estuve en el trabajo con el ánimo algo decaído y volví a casa con cierto malestar que en un principio no supe a qué achacar, hasta que me acordé de la escena de aquella mañana y entonces me di cuenta de que la imagen de aquel niño tan pequeño que había intentado tocar a su madre y ésta le había rechazado me había afectado.

Le hes he vuelto a ver en otras ocasiones. La mujer, que ya me han dicho que es lituana, siempre camina con  gesto severo unos pasos por delante del pequeño. Y él solo hace que seguirla como un perrillo aturdido.
Todavía no les he visto cogidos de la mano.

Desde que soy padre me afectan enormemente las imágenes de niños tristes, de niños sufriendo. Me superan. Nada me alegra más que ver a un niño reír a carcajadas y me satisface encontrarme con escenas de cariño de padres hacia sus hijos y viceversa. Besos, abrazos, caricias, cosquillas...

La infancia debería ser siempre una etapa enormemente feliz.

No digo que a los niños haya que concederles todo, ni mucho menos, pues han de aprender que no todo se consigue siempre facilmente y que en ocasiones habrá que encarar más de una frustración, pero que no les falte nunca un referente en el que confiar y al que aferrarse.

Sé que es un deseo utópico, pero debería ser obligatorio, como una ley universal que hubiera de cumplirse a rajatabla, o mejor aún, algo natural e innato en los seres humanos, el desvivirse para que no sufriera ningún niño en ningún lugar del planeta.

Me consta, a todos nos consta, que muchos, muchísimos de ellos pasan hambre y que otros tantos están enfermos y con pocos recursos para salir de sus miserias, y es algo muy triste y muy injusto. Por eso mismo, porque otros sufren tanto, no logro concebir que haya niños a los que se les llegue a privar de algo tan básico y tan vital como es el amor.

¿Cómo es posible que crezcan niños sin una persona a su lado que les de cariño, y seguridad y confianza? Puede parecernos inconcebible, pero por desgracia ocurre.

Creo, sinceramente, que de igual forma que nadie debe conducir si no demuestra antes que está cualificado para hacerlo, sacándose un carnet, o que igual que para cualquier carrera que se pretende desempeñar hay que formarse previamente y demostrar que se está preparado, para algo tan serio y de tanta responsabilidad como es ser padres, con más razón todavía habría que pasar unas pruebas. No sé de qué tipo, pero tengo muy claro que no todo el mundo está capacitado para ser padre.

Y aunque este caso que he contado, el de esta mujer que siempre va por delante de su hijo, al que veo agobiado por alcanzarla, fueran solo impresiones mías y ese niño sea en realidad feliz y se sienta querido (ojalá sea así), qué duda cabe que hay infinidad de casos de niños que apenas reciben atención ni cariño.

Estos días mis pensamientos rondan en ese deseo que no puedo hacer realidad más que en mis propios hijos, y mi empeño es que tengan una infancia feliz.

Que luego la vida depare a cada cual lo que le tenga que deparar, pero que al menos queden siempre los recuerdos de la niñez como aquel bello oasis de nuestra existencia que nos haga sonreír de dicha al rememorarlo.


He encontrado este video con grabaciones de 2008. En ocho años Samuel y Aitana y sus primos Cristian, Anna y Marta han crecido tanto que la infancia ha quedado atrás para casi todos. Eso significa... ¡que ahora empieza la adolescencia! (¡Glubs! ¡Socorro! :p)