23 de diciembre de 2014

CANTANDO CON AITANA

Mi hija está loca con la película Frozen.

No es solo que la ha  visto infinidad de veces, es que la canta, la baila y la imita a la menor ocasión. 
Al verla actuar, cualquiera diría que es un personaje de la historia que en alguna de las piruetas se ha salido de la pantalla.
Como  soy un enamorado de los musicales, no me importan en absoluto estas representaciones continuas en el salón de casa. Soy espectador en los ensayos, en los preestrenos, en las funciones generales  y en las actuaciones privadas. ¡Y gratis!
Lo que más me fascina es que se aprenda con tanta facilidad las letras de las canciones, ¡y que no se equivoque nunca! A mí estos ejercicios de la memoria nunca se me han dado bien.
Lo segundo que más me llama la atención es la constancia. ¿Es que no se cansa nunca esta niña?

El otro día le propuse que grabáramos juntos una de las canciones de la película, la que cantan Hans y Anna (la protagonista) 
Claro está, accedió encantada.

La cosa no resultó nada fácil. Primero porque al saberse tan de corrido todas las letras,  se lanzaba a cantar también las estrofas del chico, y en cada intento, a poco que  se despistara,  se colaba en mis intervenciones.
La cosa se solucionó cuando reescribimos en un folio toda la letra. En color azul su parte, en rojo la mía y en negro la que cantábamos a dúo. Solo había que tener presentes los colores en el papel.

El segundo problema llegó al ponerle música al invento. Encontré la versión instrumental en internet, pero no lográbamos acompasarnos a ella. La rabia que nos daba creer que íbamos bien y terminar admitiendo que la cosa hacia aguas por todas partes. Y no me quedó muy claro si nosotros corríamos más que la música o  al revés.

A punto estaba de tirar la toalla (hablo de mí, que ella quería conseguirlo a toda costa) cuando se me ocurrió una cosa. Si hacía sonar la versión original a muy bajo volumen, no era tan difícil cantar encima de las voces afinando el oído. Eso es lo que hicimos, y cuando finalmente lo conseguimos (después de varias “tomas falsas” en las que nos reímos mucho) en la grabación solo se escuchaban  nuestras voces, sin música.

La segunda parte era el truco: añadir a esa grabación la música instrumental.
Esta última parte tampoco fue cosa fácil  porque no había manera de sincronizar las dos pistas. Pero, erre que erre,  llegó un momento en que lo di por concluido. No estamos del todo “sincronizados, a tiempo y armonizados” ni se oye como me gustaría, pero tampoco pretendía hacer algo perfecto, que a mí lo que me hacía ilusión es que quedara grabada para la posteridad una canción con mi hija. Y no se me olvidarán  las agradables horas que pasamos juntos en este proyecto en común.

Aprovechando estas fechas navideñas,  voy a presentar el resultado  a modo de felicitación musical para todos los familiares y amigos que soléis pasar por este blog. 
Con mis mejores deseos (y los de Aitana) para todos,  que os sean días muy especiales en los que no dejéis de abrir puertas al amor.
Y aquellos que en estos días tengáis el interior algo “frozen”, os envío el calorcillo de este infierno que, ya sabéis, siempre será vuestra casa.


¡Felices fiestas! ¡Y hasta el año que viene!

21 comentarios:

Anónimo dijo...

Qué bueno!!! Te superas, mejor, os superáis día a día. Si cuando yo digo que la familia Cabrera es un nido de artistas sin igual razón no me falta.
Genial el resultado.
Bon Nadal!!!
Txema Rico

loquemeahorro dijo...

Todavía no he podido ver/escuchar el resultado (dificultades técnicas) pero te felicito como padre: me parece divertidísimo lo que habéis hecho juntos, seguro que lo habéis pasado genial, y eso es lo importante.

Es que hay padres que buscan unas actividades en común en plan "que sean didácticas" o "que me gusten a mí" (que también los hay) y los niños ves que la verdad... no se lo están pasando bien.

Pero esto ha sido divertido para los dos, perfecto.

Feliz Navidad, demonio navideño!!

Anónimo dijo...

¡ME he quedado frozen, frozen con esta nueva faceta artística tuya!...YA no puedo alucinar más contigo.
Hay que reconocer que las intervenciones de Aitana son más "profesionales", eso sí. ¡Que parece una dobladora de pelis de verdad!
YA os "oigo" doblando en las de Disney y las demás productoras...
Bueno, padrazo, ¡que paséis unas fiestas muy felices!(todos, todos).
carlos

Ripley dijo...

bueno bueno. Primero pasé del texto y me fui como dicen en Venezuela "como con un cohete en el culo", a ver y escuchar. Adorables querido. Luego al leer el texto del making off uno se da cuenta de que no hay barreras en el camino ni charcos lo suficientemente hondos que no se puedan sortear. Te admiro JuanRa, sinceramente, a tí y a tu familia. Esos lazos que desde el primer minuto de vida habéis ido creando junto a tu media naranja Apamen, (estoy seguro que esa unión será eterna) con Samuel y Aitana darán excelentes personas. Sois unos padres estupendos, entregados, divertidos, ingeniosos ¿que mas necesita un niño para desarrollarse y ser feliz?
Enhorabuena y como dicen en Perú, este blog vale un Potosí, que como los buenos vinos mejorará con los años, ya imagino las caras de Samuel y Aitana que no distarán mucho de la tuya cuando nos enseñas recuerdos de la infancia.

Feliz Navidad, y un beso enorme a Aitana.

Toni dijo...

...desde "pequeña casa pradera" la cosa ha mejorado bastante!!..... jajaj.
Un abrazo!

Bichejo dijo...

¡Qué monos! Feliz Navidad!!

Ángeles dijo...

Yo también me he quedado frozen, primero por los inconvenientes técnicos a los que tuviste que enfrentarte y que supiste solventar como un auténtico héroe de película; y segundo por el resultado de este precioso proyecto. ¡Pero qué bien cantáis los dos! Y qué bien interpretáis.
Te felicito por la actuación pero sobre todo por lo que implica, por todo lo que hay detrás y que da lugar a cosas así.
Besos.

Ana Bohemia dijo...

¡Bravo! Yo quiero un bis, por favor...
Que bien os ha salido, tu hija tiene una voz muy dulce.
¡Felices fiestas Juanra! Que lo disfrutes con mucha alegría, música y canciones a dúo.
Un abrazo y feliz noche
:D

Raquel dijo...

¡Qué bonito! Teneis unas voces muy bonitas, sobre todo Aitana.
Qué bien hacer estas cosas en familia, tener estos recuerdos imborrables y llenos de creatividad.
Felices fiestas, mucha paz, amor, salud y todavía más imaginación para ti y tu familia.

JuanRa Diablo dijo...

Muchas gracias y feliz noche a todos!!!
Ya os iré contestando individualmente!
Un abrazo muy fuerte

hitlodeo dijo...

Muy bueno JuanRa. La Navidad es esa época del año en la que disfrutan los niños: los peques porque lo son, y los mayores porque sacan el que llevan dentro.
Feluz Navidad.

hitlodeo dijo...

Perdón. Feliz Navidad

Ther dijo...

Ohhh... ¡Me ha encantado!

Mis chicos me piden Frozen siempre que nos sobran unos minutitos de clase... Ya sabes, "Do you want to build a snowmaaaaan?"

Y qué genial eres, JuanRa...

Montse Martínez Ruiz dijo...

¡Ohhh, ha sido encantador! Es de lo más bonito que he visto y oido desde hace mucho tiempo ¡hay tanta magia en ese dúo papi-hija!
Aitana es una artista, tiene una voz preciosa y dulce, tú también, pero me gusta más la suya, jaja.
Feliz Navidad familia!!

loquemeahorro dijo...

Ya lo he visto... y voy a decir una locura: la puerta hacia el amooooooooooooooor

Virtu Catalán dijo...

Un aplauso para el Señor Diablo y su pequeña Cenicienta! Sois únicos!..... Plass... Plass... Plass...

JuanRa Diablo dijo...

Os sigo debiendo contestación.

Después de fiestas, ¿vale?

Muchas gracias ¡y FELIZ AÑO NUEVO!

JuanRa Diablo dijo...


Tampoco es para tanto, Txema, pero agradezco tus palabras. Mucho.
No hubiera estado mal una vida de artisteo familiar, algo así como The Kelly family (Los Cabrery family en versión petrolanca) metidos en un carromato y cantando por los pueblos xD

Sí, Loque, fue divertido para los dos, te lo aseguro.

“La puerta hacia la dominacioooón” (¿suena bien? ;))

Te doy toda la razón, Carlos, la voz de Aitana suena a personaje Disney. Si se dedicara a esto lo bordaría :D Gracias, mañico.

Un millón de gracias, Ripley, que me dejas sin palabras con todo lo que me dices. Eres muy amable y muy grande :D
Cuántas veces he pensado en todo lo que en este blog he ido metiendo y el valor que tendrá para mi familia en un futuro. Doy por hecho que releerlo será algo grande y me sorprenderá incluso a mí mismo.
Y de lo que no cabe duda alguna es que las aportaciones y muestras de cariño de tan buena gente que por aquí ha pasado (y sigue pasando) es lo que le da vida y un inmenso valor.

Gracias por estar ahí tanto tiempo ya, por tan buena compañía, Ripley.
Un abrazo grande.

¡¡Qué bueno verte por aquí, Toni!! Sorpresón me has dado! :DD
Ha mejorado mucho, no?
De todas formas aquello de
La casa de la pradera / viviente y algo en común/ el sol la viste de verde y azul, bello color / pradera es lo mejor...
qué quieres que te diga... es impagable, jajaja

Bichejo:

Gracias, Bichejo, ¡Feliz año a ti y a N!

JuanRa Diablo dijo...


Gracias, Ángeles, muchas gracias.
Pues con tu visto bueno, el proyecto Frozen se da por superado. Ya veremos si el proyecto Saza/Faulkner se lleva a cabo con tan buenas críticas por tu parte ;D

Gemelas González:

Ana, Raquel, aprovechando que aparecéis juntas esta vez, os saludo y os doy las gracias al mismo tiempo, con besos y abrazos gemelos para las dos. :) :)

Pues sí, Hitlodeo, y aunque ya te contesto con las navidades agotadas, a cultivar ese niño interior para las próximas.
Un abrazo!

Ther:

Hazme un muñeco de nieeeveeee...
Thanks, Ther. Very kind of you :)

Montse:

A mi me ha gustado eso del “duo papi-hija”
“Grandes duos papi-hija de la historia, presenta...” :D

Feliz y botánico 2015, Montse (¡y lleno de jueves!)

Virtu:

A sus pies, bella dama. Recibimos ese aplauso con gozo :)

Natty dijo...

<3 No conozco la versión original, pero claramente esta se acaba e convertir en mi favorita!!!!!!!!!!!!!!! Me encantaron!!

JuanRa Diablo dijo...

¡¡Qué bien!!
Me guardo esos aplausos, Natty :))