10 de junio de 2011

GUARDIÁN DE MI CASTILLO

Alguna vez me han preguntado por qué en mi perfil de Blogger tengo escrito Profesión: Guardián de mi castillo.

Hoy lo voy a explicar.


De hecho me servirá como perfecta excusa para hablar un poco sobre Villena, la ciudad a la que vengo a trabajar todos los días desde Yecla. Tan solo 22 kms separan a estas dos ciudades y sin embargo ambas forman parte de provincias y comunidades distintas (y países diferentes también, como muchos deben saber :p)


Comenzaré mostrando una vieja fotografía del Colegio Joaquín Mª López, que fue construído en Villena en tiempos de la República, cuando esta ciudad contaba con unos 15.000 habitantes.


Imponente, ¿verdad? La imagen data de septiembre del año 1933, poco después de inaugurarse. Por la escalera izquierda subían los niños, mientras las niñas lo hacían por la derecha. Imagino que en perfecta formación y en silencio todos.


He conseguido un par de fotografías más: la de un grupo de alumnos de aquel primer curso 1933/34 junto a su maestro, que se llamaba Don Ezequiel Lidó.


Y otra de Doña Milagros con sus alumnas en el año 37.


Bueno, y todo esto qué tiene que ver conmigo, empezaréis a preguntaros algunos, porque evidentemente el diablo es viejo, pero no tanto.


Pues resulta que JuanRa aparece en escena muchos años después, cuando este colegio está celebrando su 75 aniversario.


Cuando llegué al lugar levanté la cabeza para admirar semejante edificio y quedé maravillado observándolo en detalle.


Apenas ha cambiado en su estructura exterior si bien hoy no es ya un colegio de niños sino un centro especial para mayores.


No obstante el Colegio José Mª López sigue existiendo como tal en nueva construcción desde el año 1989.


Ni que decir tiene que el nuevo edificio carece totalmente de interés artístico; hoy no se construye como antes (de hecho hoy ya ni se construye)



Lo paradójico es que muchos de estos hombres y mujeres mayores con los que trato todos los días fueron alumnos en este antiguo edificio en el que hoy trabajo.


Muchos de ellos me saben decir aún en qué lugar exacto estaba el pupitre en el que se sentaban cuando eran niños. Y muchos saben recordar el nombre y apellidos de sus compañeros y el de sus profesores.


- Yo era el que abría y cerraba las ventanas de mi clase - me contaba uno la mar de orgulloso - porque yo era el más fuerte y los demás no podían.


Setenta y ocho años después, las altísimas ventanas siguen siendo las mismas y puedo dar fe de que hay que tomar mucho colacao para poder cerrarlas como es debido.


Una mujer, abuela de muchos nietos, me entonaba en una ocasión canciones infantiles de la época y otro me indicaba, con sonrisa socarrona, desde dónde se dejaba caer agarrado a la barandilla de la escalera, que también sigue siendo la misma desde entonces.


- Las niñas subían por allá - decía otro - Bien lejos, que entonces los zagales y las zagalas no nos mezclábamos, no nos fuera a pasar algo...


El lugar es grande, con amplias salas y techos muy altos y aunque se ha ido remodelando por dentro, en realidad poco ha cambiado y casi puedo extraer con la imaginación las historias que parecen impregnar sus paredes.


Por si fuera poco, cuando he de cerrar todas las ventanas del centro (tras merendar tortilla de espinacas, claro) quedo siempre hipnotizado en la segunda planta, ante la visión que tengo a tan corta distancia.






video


Ahí está, ahí está, La Puerta de Alcalá, el Castillo de Villena. Monumento nacional desde 1931. Un retazo de la Historia del siglo XX mirando a la cara a un heroico superviviente de la Historia del siglo XII.


Este espectacular castillo que miles de niños, hoy ancianos, contemplaban a diario desde las ventanas de su colegio, fue construido por los árabes en fecha no determinada, aunque se han encontrado fuentes del año 1172 que ya hacían mención de él.





Una veces imagino que mi centro es una atalaya más de esa fortaleza que casi puedo alcanzar a tocar con mis dedos, y yo soy caballero o incluso el rey soberano que lo habita. Otras veces dejo las tonterías aparte y me dedico a vigilar que nadie se lo lleve. Una maravilla así debe ser preservada de ser sustraída para siempre.


Y no estoy exagerando, pues hace unas semanas el castillo sufrió un ataque.


Con esta primavera tan inestable (como ha de ser toda buena primavera) llevamos varios días de fuertes lluvias acompañadas de mucho aparato eléctrico (me encanta decir eso de "mucho aparato eléctrico"; podría decir "con rayos y truenos" pero me parece menos chulo)


Parece ser que semejante mole de piedra no solo ejerce una irresistible atracción a mis ojos sino también a los de las tormentas.


La semana pasada, desde un cielo gris plomizo que cubría toda la ciudad, un trallazo impresionante cayó en la torre principal del Castillo, haciendo saltar gruesas piedras de sus muros, dañando mobiliario de alguna sala y destrozando una pantalla de proyecciones de su museo, además de dejar sin luz y teléfono a los barrios colindantes.


Imagino que el lugar no había tenido semejante vidilla desde tiempos de Jaime I, cuando sus tropas se lo arrebataron a los moros. Ya le tocaba despertar.


Pero a mí la noticia me dejó meditabundo. ¡Mi castillo!


¿Os convencéis ahora de que es necesario un Guardián? ¿Hace o no hace falta un vigilante que dé la alarma cuando nos lo quieran robar por tierra, mar o aire?


Yo, por si acaso, continuaré mi ronda de hoy, ojo avizor, mientras sigo escuchando las historias que me cuenta la Historia.

26 comentarios:

Anónimo dijo...

jajaja, ¿y qué mejor vigilante del castillo que el mismísimo Diablo, el úbico que lo puede defender INCLUSO del aparato eléctrico? (No me lo puedo creer, un rayo hizo saltar piedras? Pues qué pedazo de cacho de piedras, no?)

Por cierto, una confesión: la primera vez que lei tu perfil, que aún no conocía bien tu blog pensé. "Anda mira, guardián de su castillo, qué manera más original de decir que es amo de casa" Y me encantó XDDDDDDD

SPEEDYGIRL

Doctora Anchoa dijo...

Y yo aún diría más: ¡Que te habiliten la mitad para vivir allí! Así lo tienen vigilado las 24 horas XD

Lillu dijo...

Pues oye, vigílalo bien que yo algún día quiero ir a visitarlo y que siga en pie!! :)

saluditos

Anónimo dijo...

Ay broderico que romantico que ereees :) :)

Ana dijo...

Impresionante castillo y bonitas vistas...
Me he quedado con lo de los ancianos, eso de que recuerdan el sitio exacto en donde se sentaban y los nombres y apellidos de sus compañeros, ¿por qué será que las personas mayores recuerdan mas lo de antes que lo de ahora? A mi abuela le pasa igual.
Ese castillo es muy grande, ¿seguro que sólo le hace falta un guardian? Si hay vacante me apunto, que necesito curro, jaja. Aunque seguro que hay fantasmas, en todo castillo hay inquilinos de esos.
Saludos
:)

Amig@mi@ dijo...

Seguro que el rayo no se te escapó a tí sin querer????
Bromas aparte, es una maravilla de visión la que gozas cada día.
Un abrazo

Lucy dijo...

muy bello!

Misaoshi dijo...

O una parabólica, mejor que un guardián xDDD

Ya ves, qué de historias nos enseñas. Da pena ver cómo monumentos sobreviven a años y años de guerras, terremotos y tormentas, y cómo caen siglos después por un rayo o una tormentilla ocasional, o una inundación culpa de un desvío de un río por culpa del hombre.

Saludos ^^

JuanRa Diablo dijo...

Speedy, que vienes de anónima (¿en misión secreta?):

Oye, qué hermosa metáfora para "amo de casa": Guardián de mi castillo. :)
Y para rematar, en vez de planchar que se diga batir el acero, no? ^^

Créetelo, créetelo:

http://historiayarqueologia.wordpress.com/2011/06/04/un-rayo-causa-danos-en-el-interior-de-la-torre-del-homenaje-del-castillo-de-villena/

Doctora Anchoa:

Vale, pero en noches de tormenta me sustituyes, ok?

Lillu:

A ver si la que lo vas a robar eres tú. Ese interés te hace altamente sospechosa :S

Anónima de Sax:

Sí, de la cabeza a los pies, más romántico que Paris bajo la lluvia.

Ana:

Eso parece, que curiosamente recuerdan mejor el pasado remoto que el reciente.

Hay una vacante para vigilar el Torreón principal. Ya les he dado referencias tuyas. Te llamará el Marqués de Villena a las 12 de la noche.

Amig@mi@:

Al diablo no se le escapa nada sin querer. Todo en él es intencionado :p

Una maravilla, tú lo has dicho.

Lucy:

;)

Misaoshi:

Supongo que has querido decir un pararrayos, ¿no? Pues fíjate que lo pregunté y me dijeron que no permiten instalar uno por ser monumento protegido o algo así. Y no sé qué es peor.
De todas formas el castillo es emorme y lo del rayo vino a ser un rasguño.
Una pupa en la rodilla de un elefante.

pichiri dijo...

¡Que hermosisimo castillo el de Villena! Tambien es precioso el de Almansa, que aunque te parezca una broma estuve a punto de comprar con una gran cantidad de tierras adyadcentes. Gracias a Dios ya no tenia tantos pajaros en la cabeza, por aquel entonces, como para meterme en tal aventura y mi economia tampoco me lo permitia, salvo vender todo lo que tenia y quedarme en banca rota.Me imagino que a última hora se lo adjudicaria el municipio. Mira por donde estuviste a punto de poder decir con toda propiedad "Guardian de mi Castillo".
No me extraña que tus viejos recuerden los nombres de sus compañeros del colegio. Yo recuerdo incluso la mayor parte de los nombres de mis compañeros del parvulario y no digamos de los la la Academia. Por cierto en Las Monjas tuve un compañero llamado "Ambrosio" Torres Garcia y su hermano se llamaba Baltasar y puedo recordar las mil y una travesuras de las que fuí responsable, como un verdadero "Capo Mafioso de seis o siete años". La pobre hermana Marta no sabia que hacer para meterme en vereda. Bendita sea y si há muerto como es lógico, que Dios la tenga en su gloria.

Ripley dijo...

querido Guardian, somos la primera generacion de españoles que crecimos con tv y colacao, eso nos hace diferentes, creo que tambien podria abrir y cerrar esas ventañas y sí, es cierto ya no se construye así, una pena. no creo que haya muchas construcciones modernas que aguanten mas alla de 100 años, de hecho las viviendas se construyen pensando en que serán demolidas en el futuro. quiero decir que tienen como fecha de caducidad, una especie de "vida util".
me ha hecho gracia eso del "aparato electrico" y los techos altos, es curioso como los recuerdos pueden ser comunes a personas que no se conocen. aunque sean de paises diferentes :)

bonito el video e imponente el castillo.

un abrazo

Pecosa dijo...

Qué impresionante es la foto del centro donde trabajas. Da para rodar una película, qué caña.
Y lo que ya es una pasada es que los que un día fueran sus alumnos, hoy vayan a echarse unas partidillas. Después de tantos años... qué loco, deben sentirse como en casa.

Me encantan los castillos, no sabes cuanto te envidio teniendo semejante vista desde tu lugar de trabajo, es hermoso. ¡Y las cortinas rojas de las ventanas son totales! (Por cierto, a mí me pasó como a Speedygirl: cuando leí "Guardián de mi castillo" en tu perfil la primera vez pensaba que te referías a amo de casa ^^)

Tete-Elche dijo...

Preciosa historia, Amigo Devil! Al hilo de lo que comentaba Ana, no sólo los abuelos sufren de melancolía, a mí también me pasa... a veces paso por el edificio donde vivía hace más de 30 años y se me eriza la piel, también ver aquel colegio en el que estudié de crío... La memoria y los recuerdos son algo maravilloso.
Y el Castillo de Villena lo he visto muchas veces, majestuoso, imponente.. no sabía que tuvo desperfectos, pero la Mami Natura a veces es así, yo que viajo mucho a Granada y mi paradita para estirar las piernas es Lorca, no pude creer lo que ocurrió, edificios aparte, el destrozo de ese Castillo que te observa y te acompaña durante un gran tramo de autovía. Yo creo que lloró, viendo la tragedia que tenía a sus pies...
¿Ves como soy un melancólico?

RNT dijo...

Los castillos del sureste están muy amenazados últimamente: Lorca, Villena...

Virtu Catalán dijo...

Hay diablo.....logras que se estremezca un corazon villenero!!!
Un gran centro donde trabajamos,una suerte nuestros mayores,poder recojer toda su sabiduria y que nunca muera nuestra historia!!
Sabes mi madre también pertenecio a ese colegio y cuando me habla de su infancia lo cuenta con tanta nostlagia que puedo cerrar los ojos y verla correr por los pasillos.
Yo creo que se acuerdan a la perfeccion de todos los detalles porque a pesar de tanta penuria de aquellos años fue una época muy feliz para ellos.
Y que decirte de nuestro majestuoso castllo...imponente....SOBERBIO!!!
Una época(no se cuanto tiempo)que hubo un guardian,un vecino del rabal que guardaba las llaves del castillo y lo cuidaba.El tio de mi madre fue uno de los últimos, y yo puedo decir orgullosa que de pequeña correteaba por el patio de armas,me encantaba subir con esa llave gigante y que me contara tantas y tantas historias....
¡Que recuerdos y que época!!!
Me alegro que ahora seas tu el que tiene las llavaes de mi castillo!!

Ángeles dijo...

Qué entrada más bonita, JuanRa. Lo de los abueletes que residen hoy en lo que antaño fue su colegio es impresionante, un argumento magnífico para un relato.
Hay mucha tela que cortar ahí: que si el paso del tiempo, que si los ciclos de la vida, que si la permanencia de las obras frente a la caducidad de las personas...
Muy sugerente, de verdad.
¿Qué se sentirá al vivir de ancianos en el mismo edificio que los acogió de niños?
Me has dejado pensando mucho...

La exorsister dijo...

Vaya señor Castillo. Vigílalo bien, que seguro que tiene mucha historia dentro.

JuanRa Diablo dijo...

pichiri:

¡Vaya sorpresa lo del castillo de Almansa! No lo sabía. Imagino que de haber cometido aquella "locura" habríamos pasado más de una noche allí, en sacos de dormir, como hacíamos en la cabaña y en la cueva del Olmo.
Y el Castillo de Cabrera suena mil veces mejor que el castillo de Almansa. O el Castillo del Diablo... jeje

Desde luego, tienes una memoria prodigiosa :)

Ripley:

Ah, no lo dudes, nuestra generación es algo grande grande. Vivimos dos transiciones, la política y la del paso del blanco y negro a color en la tele. Y los dos rombos, no lo olvides. Eso imprime carácter, Ripley, jajajajaja.
Abrazo.

Pecosa:

Fíjate que la madre de mi compañera Virtu (en Villena la mayoría de mujeres se llama Virtudes) vio ese corto video de las cortinas y por esa perspectiva concreta del castillo le dijo a su hija que esa era su clase cuando el centro fue su colegio. :o
A mi también me fascinan los castillos. Me gustaría hacer un día un reportaje fotográfico de todos los de la provincia porque prácticamente todas las localidades que me rodean tienen el suyo. Y algunos son admirables :)

¡Qué manera de echar por tierra una metáfora tan chula! Si lo sé me callo :S

Tete-Elche:

Pero qué me vas a contar a mí, Tete. ¡Si yo soy Melancholic Man! :D Y de mi colegio guardo recuerdos para dar y vender, aunque como ya conté en el blog, lo derribaron hace unos años y ya no puedo visitarlo más que en el recuerdo.
Sí, este tipo de recuerdos se ha de atesorar como algo hermoso para que ayuden a seguir caminando, que no sean un lastre nunca, aunque a veces nos ronden con esa intención .

A mi lo de Lorca aún me cuesta creerlo.
Un abrazo

RNT:

Save our castles, leches !! :p

Virtu:

Anda que si llego a saber que tenías tantas cosas interesantes que aportar... ¡te hago una entrevista, Virtu! :O
Sabía que te iba a gustar leer esto, que eres una villenera de pura sangre tú.
En otra ocasión me gustaría hablar del Teatro Chapi (otra maravilla) y del Tesoro de Villena. Y de Navarro Santafé. ¡Que la gente sepa que el Oso y el madroño nació de manos de un villenero!
Muchas gracias por tu excelente comentario.

PD. Las llaves del castillo me están destrozando los bolsillos!!

Ángeles:

Me alegro de que te haya gustado, Ángeles.
Aquí no hay manera de que los abuelos llamen a esto CEAM, o centro de mayores . Muchos le dicen Los Pensionistas, pero la mayoría siguen llamándolo las Escuelas Nuevas, que es como se le conoció desde un principio.
- ¿Qué te vas, a las escuelas?
- Sí, a echar la partidica.

Ya ves... :)

La exorsister:

Lo vigilaré día y noche, Exor. :)
Por cierto, mira qué bonito por la noche

Mae Wom dijo...

Uf! Yo no me había complicado demasiado. Pensaba que la frase que tienes en el perfil era una forma de no dar información muy personal, como una frase hecha.

¿Cómo se sentirán los abueletes ocupando ahora un espacio que les acogió de niños? Yo creo que invita a la nostalgia.

El castillo es impresionante. A mí me encanta visitarlos. Cuando los veo para otros fines o con las salas vacías siempre me desilusiona un poco porque no me importaría que me engañaran un poquito con una recreación...Siempre intento imaginarme cómo fue la vida en ellos, qué sensaciones físicas tenían (caminar por las salas de piedra con un vestido tan aparatoso como los de entonces en pleno invierno recibiendo solo el calor de una potente chimenea...o qué pensaban la noche antes aquellos que tenían que partir a una contienda, una batalla..., qué hacían a las 10 de la noche para entretenerse...,bueno sí,...me refiero vestidos :P...)

Lo del "aparato eléctrico" es que es muy bueno. Los rayos y truenos son siempre "aparatosos", siempre caen y aparecen donde les da la gana :D

¡Menudos sustos se habrán llevado los habitantes del castillo en esas tormentas medievales!

Tú por si acaso, vigílalo bien. ;)

Manuel dijo...

Bueno, pues si tienes las llaves del castillo, se me ocurre que es un buen sitio para celebrar un encuentro de bloggers..... eso si, avisa con tiempo que preparemos una ambientación adecuada a su ilustrisima majestad....
http://www.youtube.com/watch?v=iLddJ1WceHQ

Loco dijo...

Lo malo (o bueno, según se mire) es que después de leer estas entradas de JuanRa, me dan ganas de ver esos parajes in situ.

Fleischman dijo...

Anda, si en Villena me apeo cada vez que voy a la terreta. Mundo pañueloso!!!

JuanRa Diablo dijo...

Mae Wom:

Claro, lo más lógico era pensar que fuera una frase hecha, como podía haber sido "Tritón de los entresuelos" o "Mentalista en mi azotea".

Cierto lo de los castillos. Algunos los restauran después de años en el olvido pero los dejan vacíos por dentro. ¿Imaginas que uno pudiera disponer de un fin de semana viviendo a la antigua usanza dentro de uno de los muchos castillos que hay por el país? Con sus antorchas, sus armaduras, sus enormes camas con dosel, su fantasma a media noche...

Por cierto, en el castillo de Alicante vi una exposición tan surrealista como entrar a una sala y ver una cama volando (estaba sujeta por hilos invisibles) ¡Alucina, vecina!

Yo no le quito ojo, tranquila :)

Manuel:

Mooola :D A ti te encargaría de la música, que de eso sabes un rato.
Pero una reunión con el Diablo... ¿no sería algo peligroso o ilegal o algo?

Loco:

Pues es que no has dicho ninguna locura. ¿Crees que yo no me iría a ver los terruños galegos también?

JuanRa Diablo dijo...

Fleishman:

Pues a ver si un dia me haces una visita en el Centro de mayores, mister :D

Mae Wom dijo...

Pues a lo mejor a mí me dejan un fin de semana dentro y el lunes me he atrincherado, bajado el rastrillo, izado el puente y me he apostado desde las saeteras a lanzar huesos de melocotón para defender el castillo :P

Lo de la cama volando...era la casa del exorcista??!! Modelo de litera medieval con cama inferior transparente?? Un castillo con problemas de espacio?? XD

Anónimo dijo...

¡Pedazo de castillo! Impresionante. Además si es que ha sido restaurado no se nota desde esta distancia. pues yo creo que es el mejor conservado de los que he visto en la tele, bueno o en la web.
Y el cole? Magnífico. Además decirte que, de alguna manera, volvemos a tener algo en común, porque "mi" colegio o escuela como la llamábamos también está inaugurada en el año 32, cuando la República, aunque siempre digo, y no por querencia política sino por justicia histórica que evidentemente, debió ser planeado durante la Dictadura de Primo de Rivera (las cosas como son, oye, porque si realmente fue inaugurado en el 32 pues a la República no le dio tiempo para hacerlo) y también es un edificio precioso de estilo como neo mudéjar o algo parecido y muy bien construido porque ahí está sin una sola fisura en sus muros 81 años después. Yo estoy muy orgullos de haber estudiado en él, lo que pasa que ahora lo han infantilizado por dentro con un montón de monerías, por lo cual ha perdido su aire se severo palacio que tenía.
carlos