14 de septiembre de 2008

CALLEJEANDO EN BUSCA DE UN CROMO

¿Puede haber algo mejor que vivir entre la paz y la libertad?
Pues yo tengo ese privilegio.
Mi casa está situada entre las avenidas de La Paz y La Libertad de Yecla. Suena hermoso, ¿verdad?
Podría haber vivido entre el hospital y los dolores, que también son nombres de calles, pero no hubiera sido lo mismo. Mucho menos lírico, sin duda.

Tengo dos anécdotas acerca de nombres de calles curiosos que os voy a contar. Las leí en internet hace poco.
Una es acerca de un cambio de domicilio. Un individuo se mudó de casa y cada vez que hacía el papelelo para dejar constancia del hecho, hacía reír a los que le escuchaban. “¿Domicilio anterior?” “Calle Marte” “¿Domicilio actual?” “Ahora vivo en Saturno”.

Y era cierto. Su nueva calle, próxima a la anterior, se llamaba Saturno, lo cual le hacía parecer un astronauta. En el otro caso, un hombre se instaló a vivir en un pueblo. Conoció a un convecino del que todos decían que vivía en la inopia. Cuando tuvo confianza con él se atrevió a hacerle la pregunta que tanto tiempo había querido aclarar. “¿Tan despistado eres que todos dicen que estás en la inopia?” “No, no estoy en la inopia, - le dijo - pero sí vivo allí; en la Calle La inopia, número 4”

Parecen chistes pero se contaban como sucesos reales. Yo me quedé pensando si sería posible que existiera una Calle La Inopia hasta que caí en la cuenta de que más extraños son los nombres de dos calles de aquí de Yecla como son la Calle Salsipuedes y la Calle Entrasitedejan.

Entonces se me ocurrió que, puesto que una imagen vale más que mil palabras, podría fotografiar las placas de esas calles y mostrarlas a los lectores de mi blog. Me apeteció mucho hacerlo y este pasado sábado, por la mañana, cogí la cámara de fotos y le dije a mi hijo:

- ¿Te vienes a pasear conmigo?
- ¿A dónde?
- De aventuras. Voy en busca de dos calles extrañas.
- Sí - dijo con ilusión - pero espera que coja mi rifle de matar águilas.

Llegamos al lugar en donde yo sabía que estaba la primera calle y fotografié su placa. Samuel miraba a su alrededor y parecía pensar que aquel lugar no tenía nada de extraño.

Buscando la segunda calle nos internamos por callejones empinados y estrechos del casco antiguo. Pasamos por la Calle Tetuán y la Calle África y también por la Calle Castillo y la Puerto Rico pero no encontramos la que yo iba buscando y de la que he oído hablar muchas veces.
Casualidades de la vida, por la Calle Santa Bárbara vimos pasar a la abuela Fina. Ella lo debía saber.

- Fina, ¿usted sabe dónde está la calle Entrasitedejan?
- No - dijo con una sonrisa tras la sorpresa de semejante pregunta - No existe esa calle.
- ¿Cómo que no? A mí me dijeron…
- No, hay un dicho que dice “En la Calle Salsipuedes, entra si te dejan”
- ¡Anda ya! ¡Vaya desilusión!
- ¿Qué pasa papá? - preguntaba Samuel
- Nada, que no existe la calle que buscábamos.
- ¿Ha desaparecido? - indagaba sorprendido, haciéndome reír.

.Volvimos a casa cazando águilas que de vez en cuando cruzaban por nuestras cabezas.

Al pasar por la Calle del Ángel fotografié su placa también, preguntándome si existirá en algún lugar en el mundo una calle que se llame del Diablo o del Demonio. Lo creo poco probable. ¿Quién querría vivir en una calle que se llamara así? Los supersticiosos no, desde luego.

Esta mañana, en casa, he continuado callejeando (esta vez por Google).

Descubro que en México hay un Callejón del Diablo pero no encuentro foto de placa que lo muestre. Sin embargo, curioseando por otros blogs, cosa a la que me estoy aficionando, desemboco en uno muy bueno repleto de fotos de lugares de España (http://gustavofoto.blogspot.com/) y, sin ir buscándolo ya, me topo con el Callejón del Diablo en Toledo.

¡ Maravilloso ! Para mí ha sido como encontrar el cromo que me faltaba para completar un álbum.

Pero mi álbum, nuestro álbum, no está completo aún. Me falta un cromo y necesito vuestra ayuda para conseguirlo. Me he enterado de que en Torremolinos existe la Plaza de La Gamba Alegre. No es broma. Es un cromo difícil de conseguir.

¿Quién me hace el favor de obtener una foto de la placa que reza semejante nombre y remitírmela? Vamos, no es una hazaña imposible.

¡No seréis capaces de dejar un álbum a falta de un solo cromo !
-----------------------------------------------------------------------
PD: Tan sólo 2 semanas después, Palmira e Iván lo conseguían !!!!
-----------------------------------------------------------------------


(Pinchad sobre el álbum si lo queréis ver en grande)


18 comentarios:

Anónimo dijo...

Leyendo tu curioso comentario sobre nombres de calles me viene a la memoria algo muy significativo sobre el por qué de algunos nombres. Generalmente tienen un fundamento real y prospera, se mantiene, incluso llega a rotularse en su esquina cuando la la voz populis se reitera y ratifica en esa denominación.Mi recuerdo me remite a la calle El Miedo y la calle La Risa a las que acudia con mis amigos El Chato, El Morrogoma, El Calderilla, El Viejo, El Cabecilla, El Sevillano y otros más por aquellos tiempos en que todavía usabamos el pantalón corto y sin duda ibamos predispuestos a reir o a pasar miedo, relacionando la nomenclatura por la que conociamos la via con las sensaciones a las que sus nombres invitaban.
Estas denominaciones populares nunca alcanzaron el honor de ser rotuladas, pero para mí siempre serán La calle La Risa y la calle El Miedo.

gusito dijo...

Hola Juan, hace unos días recibí tu visita en mi blog, y vine a curiosear. He encontrado tu blog muy interesante, tanto que creo que voy a poner un comentario... vamos, que ya lo estoy poniendo...

A mi también me llaman la atención los nombres de las calles. Yo vivo en una gran ciudad, Barcelona, donde imagino que muchos de los nombres de las calles están puestos por pura necesidad al crecer la ciudad, allá por finales del siglo XIX. Así, por ejemplo, lo que es el ensanche está lleno de topónimos, que si la calle Berlín, que si la Avenida de Roma, y así un largo etcétera de nombres de calles sin historia. Supongo que es lo normal en la mayoría de ciudades. Otras veces encuentras nombres de, más o menos, ilustres personajes sin explicación alguna de quién es, ni el motivo por el cuál esa calle recibe ese nombre.

Quisiera mostrarte un caso que es todo lo contrario. Soy ferviente admirador de Cádiz por diversos motivos. Un día, paseando por sus calles llegué a una plazuela con el nombre "El tío de la tiza". Si el nombre es curioso, más curioso es el letrero que anuncia la plaza en la que nos encontramos y que dejo un enlace a la foto que saqué de la misma:

http://farm4.static.flickr.com/3119/2862911178_790ce8f438_b.jpg

Como se puede ver, toda una explicación de quién es el "desconocido" Tío de la tiza. Así deberían ponerse todas las calles, con su explicación correspondiente.

Un saludo,

Gusito.

gusito dijo...

Perdona que te moleste de nuevo, Juan, veo que el enlace a la foto no ha salido bien, así que te la vuelvo a poner:

http://farm4.static.flickr.com/3119/2862911178_790ce8f438_b.jpg

Lo que faltaba al anterior era:

8f438_b.jpg

Saludos.

Helena dijo...

Hola Juan!
Muchas gracias por pasarte por mi blog! Y muchas gracias por tus animos. La verdad es q el blog ahora mismo es de las pocas cosas que guardo con ilusion asi q a seguir!! Y más si se que me leen!

A proposito de las calles...en Badajoz, la verdad es que se entretienen poniéndonoslo dificil y todos las calles tienen nombres de gente que nadie conoce y ademas con sus 2 apellidos: Sinforiano Madroñero, Godofredo Ortega y Muñoz, Jose Mª Alcaraz y Alenda, Fernando Calzadilla, Jacinta Garcia Hernandez, Damián Téllez La Fuente...asi que cd alguien te pregunta por la calle Ramiro Agustin Benitez... pues imaginate... ni idea!
A mi lo que me hace gracia es la forma tan peculiar que tienen los madrileños de llamar a sus calles y monumentos: lo que en cualquier lugar de España llevaria sus articulos y preposicines en Madrid desaparece y va todo junto; Plazaespaña, puertatoledo,sol,puentevallecas... Unos tantos y otros tampoco!!!
Bonito Blog!!
Un salud.

El Apestado dijo...

También agradesco la visita. En cuanto al nombre de las calles, interesante los hallazgos que haces. En mi ciudad, de mi casi imganiario país, se les dio por poner nombre de personas a las calles, y por lo general casi nadie sabe de quién se trata. Ahora la nueva nomemclatura asigna número a las calles y avenidas, con lo que, la ciudad es una cuadrícula sin personalidad. Perdçón por a pestiencia.

Gustavo Pinela. dijo...

Juan, al menos podías decir que esa foto está en mi blog (la del diablo, la de callejones y una que no viste: la del nene), y hacerme un poco de publicidad (gustavofoto.blogspot.com) a la vez que damos ejemplo de respeto entre bloggeros/fotógrafos. Un blog muy chulo.

Saludo;)

Gustavo Pinela. dijo...

Tambien tengo una tal C/Del Gabarato, jeje.

Juan Ramón dijo...

Cierto, Gustavo. Dije que me había gustado mucho tu blog pero no dí ninguna referencia de dónde encontrarlo. Ya he subsanado mi error. Te pido disculpas y te agradezco tu visita, tus fotos y tus comentarios.
Espero verte pronto por aqui.

Gustavo Pinela. dijo...

Pues ya estoy de vuelta, agradeciendo tus agradecimientos, jejeje; yo tambien tengo obsesión con los nombre "divertidos" de calles.

saludo;)

migueloti dijo...

Hola JuanRa, soy migueloti de eltercerhuevo.blogspot.com, tienes todo el permiso del mundo para usar la foto de Gil y Polo, aunque si haces referencia, mejor.

Te meto en el blogroll, que me gusta mucho tu blog y además eso de que parte de ti sea de Elda,... (tengo familia por allí), te añade puntos.

Un abrazo!

JuanRa Diablo dijo...

¡Qué tal, Migueloti!
Encantado de verte por aquí y de enlazar nuestros blogs. (Yo también sigo el tuyo)
Por supuesto si utilizo esa foto será citándote.
Recibe un abrazo de este eldense que se ha hecho yeclano!!

migueloti dijo...

Muchas gracias!

Nos veremos por aquí!!!

luis figueroa dijo...

que dicha eso de vivir entre la paz y la libertad. Yo vivo en la Dècima; pero los padres de mi amigo Josè Eduardo vive en la Calle de la Amargura. Aquì hay una calle en honor a mi tatarabuelo y se llama La calle del carrocero, porque ese era su negocio; y a mì me gustarìa vivir en La calle de la pelota, que no es lo mismo que vivir en la calle en pelotas. saludos

JuanRa Diablo dijo...

Hola Luis
Muchas gracias por dejar tan curiosa y divertida aportación sobre nombres de calles. El hecho de que vengas nada menos que de Guatemala me alegra mucho.
He intentado dejar un comentario en tu blog pero no me ha sido posible. No aparecían nunca las letras que se han de verificar.

Un abrazo!

Speedygirl dijo...

jajajaja, JuanRa, buenísimo, pero es que claro, la calle "Entra si te dejan" ya era demasiado pedir! XDDDDDDD

JuanRa Diablo dijo...

Jejeje, y yo en busca de un imposible.
Gracias por pasarte ;)

Anónimo dijo...

Aquí tenemos una calle que se llama Ciegos y lo gracioso del tema es que los chavales de los cuartos (cuartos de fiesta o peñas) mangan el cartel por aquello del sentido figurado de "coger un ciego", esto es emborracharse. Así que ahora el Ayuntamiento ha desistido y lo que hay es un cartel pintado con el nombre.

carlos

JuanRa Diablo dijo...

Carlos:
Sobre esta entrada siempre me ha apetecido escribir una continuación. Y que los lectores aporten nuevas calles de nombres curiosos.

La de Ciegos merece una reseña. ¿Sería posible foto de ese cartel? :)