31 de marzo de 2014

SOY AMANECISTA, ¿Y TÚ?


Amanece que no es poco.
Tan solo nombrarla me hace reír.

No estoy seguro de si es una película a la que hubiera prestado mucha atención en su día, si no fuera por el hecho de que se rodó en Ayna, el pueblo de Albacete al que íbamos a veranear en los años 80.

De Ayna conservo desde entonces algunas amigas,  que  tuvieron protagonismo en este blog (En un tren hacia Ayna, Tres gritos en la noche)
Qué buenos recuerdos de adolescencia...  La de veces que recorrimos el pueblo de un extremo a otro, aquellas excursiones por el río, la continua correspondencia y  la ilusión por  volver a vernos. 

Un día nos dijeron que se iba a rodar allí una película.  Aquel rodaje movilizó a casi todo el pueblo, que se volcó entusiasmado, y  llegó a acoger en sus casas a  los actores y equipo técnico que no cabía en las pensiones.  Y, claro, el que algunas de aquellas amigas aparecieran brevemente como extras en la película, hicieron que  familia y amigos la viéramos con sumo interés.

Al margen de todo el vínculo afectivo (Ayna es mucha Ayna para mí), Amanece que no es poco es un puntazo de principio a fin.

Teodoro, un ingeniero español que es profesor en la Universidad de Oklahoma, regresa a España para disfrutar de un año sabático. Al llegar, se entera de que su padre ha matado a su madre, y para compensarle por la pérdida le ha comprado una moto con sidecar para viajar juntos.
Así es como llegan a un remoto pueblo de montaña que parece desierto, pero  lo que ocurre es que todos los vecinos están en la iglesia, porque la misa que hace el cura a diario es un auténtico espectáculo.

Padre e hijo tienen ocasión de asistir a las elecciones que se celebran cada año para designar alcalde, cura, maestro, puta y adúlteras. Además, al pueblo ha llegado un grupo de estudiantes de una universidad norteamericana, unos meteorólogos belgas, un grupo de disidentes de los Coros del Ejército Ruso e incluso invasores camuflados de un pueblo cercano.

 Plagada de escenas surrealistas,  con unos diálogos disparatados en un guión tan absurdo como divertido, creo que todo el mundo debería conocer esta joya cómica.


Lo que yo no imaginaba entonces es que  terminaría convirtiéndose en una película de culto que tiene hoy  cientos de fans que incluso se saben los diálogos de memoria.

Mi amigo Sese de Barcelona me envió hace tiempo el programa de actividades de un grupo que se autodenomina  Amanecistas.
Desde hace tres años organizan quedadas en Ayna a las que convocan a los amantes de esta película.

Las quedadas duran un fin de semana (viernes a domingo) y me llamó mucho la atención el buen rollo que se intuye en ellas: se recorren los lugares en los que se grabaron las escenas, tanto en  Ayna como en las dos poblaciones vecinas: Lietor y Molinicos. Se hacen almuerzos, se recrean escenas grupales como si se volviera a rodar, se juega un trivial de la peli... en fin, por lo que he leído en foros, se crea un espíritu amanecista muy divertido que cada vez está teniendo más éxito.

Hace poco escuché en la radio a José Luis Cuerda, el director, con su genial sentido del humor, comentando lo poco que gustó esta película en su día y  lo reconocida que es hoy, y poco después veía un estupendo documental en TV sobre aquel rodaje, hace ya 25 años, con las anécdotas y  recuerdos de los lugareños que participaron en ella.

Atraído por la idea de acudir algún día como un amanecista más,  me entero de que este año (cuarta vez en que se convoca) la fecha de la quedada será... ¡el 6 de junio! ¡Día de mi cumpleaños!

Esto debe ser  una señal para que vaya.  ¡Me están llamando!

Me apunto desde ya a la filas amanecistas, y desde aquí hago un llamamiento a todos los que os guste esta película. Este es el reto:
¿Nos vemos en Ayna el 6 de junio?

(Más información en Facebook #amanecistas)

19 comentarios:

molinos dijo...

Grandísima película, muy grande.

José Luis Cuerda tiene cuenta en twitter y es un gustazo leerle.

Lillu dijo...

Tuve la ocasión de verla hace un par de años en un local de aquí, en pantalla grande, y me pareció una pequeña obra maestra del surrealismo. Muy curioso lo de los amanecistas, jajaja. Seguro que más de uno que conozco se apuntaría también a ello ;)

saluditos!

Misaoshi dijo...

Tu vida es un redondo y palitroncado 6!!!

ESTÁS MALDITOOOO

Papa Cangrejo dijo...

Pues no soy Amanecista, pero me ha entrado tanta curiosidad que quien sabe ....

Peque dijo...

De lo mejorcito del cine español

Sese dijo...

Hasta en facebook (ohhh, lo siento, he mentado al demonio de las redes sociales, I'm sorry) hay un grupo de fans, entre los que me encuentro, que nos mantiene informados de todas las novedades.

Un obra maestra que nunca me canso de revisar.

Por cierto podías poner las capturas donde salen tus amigos como extras.

Un lujo que se una el siempre bonito recuerdo del pueblo de la infancia con esta joya cinematográfica.

Montse dijo...

Te sonará extraño, pero no conozco la película, es la primera vez que oigo hablar de ella.
Por tu reseña debe de estar muy bien y más si se ha convertido en peli de culto ¡con facebook y tó!
De buena gana me iba a esta quedada, pero mi jefe (casi tan malo como el tuyo) no me da vacaciones los viernes ¡aggg!
Lo tuyo con el 6 es increíble!!
Un besito.

Anónimo dijo...

Pues yo la verdad es que no la he visto. ¡Qué quieres! recientemente la han puesto en Versión Española pero las caras raras que ponían mis padres al empezar aquello me hicieron preferir cambiar de canal.
Lo que yo no sabía es que esta peli tenía un precedente, un corto o medio metraje de Jose Luis Cuerda del año 84 o por ahí que puede definirse como un primer intento y que estaba protagonizado por Agustín González y que también pasaron por ese programa hace poco.
A mí, lo que me gustaría saber es si se ha presentado en algún festival internacional y qué pensarían los jurados extranjeros.

carlos

Anónimo dijo...

Adelante Juanra. Vete para Ayna y disfruta doblemente. Aunque sabes que yo no soy muy "amanecista" sí soy muy "aynista" por razones de sobras conocidas por tí. De hecho el pasado verano estuve unos días y pude disfrutar de los encantos que ofrece este pueblo manchego y todos los buenos recuerdos de adolescencia que de él emanan.
Vas a encontrar algunos cambios respecto a lo que conocimos hace más de treinta años, no muchos. Pero sobre todo vas a ver un pueblo "volcado" con la película. Te lo vas a pasar bien. Te lo recomiendo.
Ya me contarás.
Txema Rico

el chico de la consuelo dijo...

Gran diablo!!
Todos somos contingentes,
pero tu eres necesario.

Soy ultramanecista,
amanecista radical,
un borroka amanecista,
casí haría apuestas
de escenas enteras de memoria.

Que quería yo hablarle de Dostoievsky!!

Amig@mi@ dijo...

Me has convencido. Tengo que ver la peli. Sin falta!!
Un besote

mama dijo...

Juan ni te lo pienses, tu tienes que estar alli para contarnos a los que no vayamos con todo detalle todo cuanto acontece, que seguro lo viviremos con la intensidad que tu nos sabes trasmitir, animo ni lo dudes,un besazooooooooo

Ángeles dijo...

Tú sabes que yo soy amanecista, y que me gusta cómo habla el buen mesonero; aunque lo de ir a la quedada lo tengo difícil, you know. Casi más que si viniera desde Oklahoma.
A ver si cuando los americanos alcancen el poder omnímodo...

Pero espero que tú puedas ir y que disfrutes mucho y doblemente: por el amanecismo en sí y por volver a ese pueblo que es tan especial para ti.
Eso si que será hacer flash-black, ¿eh? :)

JuanRa Diablo dijo...

molinos:

Grandísima película y grandísimo Cuerda.
¡Viva el artífice y creador! ¡Viva el cabo santo!

Lillu:

Cuando yo sea ministro de cultura haré que esta película se proyecte en los cines al menos una vez al año. Los amanecistas merecemos ser tratados a lo grande.

Misaoshi:

Soy tan seis que casi soy seísmo. ¡Temblores deberían entraros al verme! ¿Es o no es?

Papa Cangrejo:

Eres más amanecista de lo que crees, estoy seguro. Apresúrate en convertirte en el primer amanecista extraterrestre. ¡Es lo único que le falta a este cotarro!

Peque:

Mis aplausos.
Sin asomo de niebla.

Sese:

Buena idea lo de las capturas. La reservaré para otra entrada.

Y tú ve programando una escapada amanecista en breve. Allí te haré ver cuán BLANCOS son los amaneceres.
(Facebook es el único mal que repudia el diablo)

Montse:

¿Qué no has visto esta película? Exclamaré entonces como el cabo Gutiérrez: “¡¡Yo no aguanto este sin dios!!”

Y para empujarte a que hagas por verla te regalo un diálogo:

- Mi hijo, que es ingeniero y da clases en Oklahoma, tiene alma de artista. Qué se le va a hacer, ha salido así... Lo que pasa es que se ríe cuando hay luna llena.
- Pero padre, eso en Oklahoma no es tan raro...
- ¡Pues aquí sí es raro! ¡Coño, ¿me oyes?!

Seis besos, Montse

JuanRa Diablo dijo...

Carlos:

Me creo lo de las caras raras de tus padres, porque en este caso, si uno no sabe lo que va a ver, puede encajarlo muy mal, jajaja. Tengo un amigo que jamás le encontró gracia a la cosa, ya ves. Claro que yo también podría ser uno de esos bichos raros que va a contracorriente, pues nunca me ha terminado de gustar La vida de Brian, que para otros es un clásico del humor indispensable.

Algo he escuchado de ese germen amanecista que comentas, pero no lo conozco.
En cuanto a lo del festival internacional no tengo ni idea, pero sí sabrás que algo así ocurrió con Torrente, la peli de Santiago Segura, que una comitiva de cineastas de Hollywood se interesaron por descubrir por sí mismos esa película que había recaudado más dinero que el Titanic de James Cameron.
Dicen que se salieron del cine indignados y sin comprender el fenómeno en absoluto. (Lo leí en un interesante libro de anécdotas de cine llamado “De cuando Indiana Jones derrotó al teniente Colombo”

Txema:

¡¡No quiero perdérmelo!! ¡Demasiado tiempo sin aparecer por allí!
Me apetece horrores volver a comer aquellos tomates de la huerta con aceite y ajo, sentado en el mirador de la Segunda, con el rumor del río allá abajo.
Quiero bajar hasta la plaza y buscar algún descendiente de los Miracielos y después subir a la cueva de La Toba, a ver si se escucha algún eco de nuestros 15 años.
Ya te contaré.

ECDC:

No apuesto a ganarte en memoria,
que cuando pierdo… no tengo consuelo.
Pero me alegra saberte amenecista radical,
hooligan de los amaneceres que salen por el oeste.

Si tienes verdadera devoción por Faulkner,
espera a conocer un día Ayna y verás.
Se te tornará el corazón en calabaza.

Amig@mi@:

¡¡Marchando una inscripción amanecista para mi amiga!!

mamá:

Pues en teniendo bendiciones maternales… ¡me voy p’al pueblo, hoy es mi día!

Ángeles:

Habla usted un pijo de bien, really, un pijo de bien habla, oh sí

Pero algo hay que hacer porque no se me ocurre algo más especial que una doble quedada bloguero-amanecista . ¡Y vos sois la mayor candidata al evento!

Y hay que ir aunque sea en bici y oliendo bien, como los sudamericanos. ¿No ves que hay que gritar a todo pulmón aquello del alcalde?
Hablamos.


hitlodeo dijo...

"Amanece que no es poco" es la película que más me gusta del cine español. Esa imagen final de Saza, haciendo de Guardia Civil, y gritando: ¡Esto es un sindiós!, o el levantamiento de hostia del cura,...Un peliculón. No creo que pueda estar en la convención amanecista, pero seguro que si tú vas te lo vas a pasar de miedo.

JuanRa Diablo dijo...

hitlodeo:

Bueno, pues si no tengo la dicha de verte por alli, brindaré por ti ante cualquier posible alzamiento de hostia y te dedicaré todos los sindiós que se presenten.

PD. No sé si llevar boina o tricornio, ¿qué me recomiendas?

Mae Wom dijo...

Me estoy poniendo al día con tu blog y leyendo esta entrada me doy cuenta de que he querido verla muchas veces pero se me olvida, con lo que me gusta a mí el humor surrealista! Pero claro, así de surrealista soy que aún queriéndola ver nunca me acuerdo de hacerlo. o_O

JuanRa Diablo dijo...

Muchas gracias, Mae por esta puesta al día. Me encantan estas incursiones gatunas maratonianas que haces a veces, jaja

Tengo entendido que Versión española, en la 2, tiene previsto emitir "Amanece , que no es poco" este verano. A ver si la pudieras ver.
Si me entero del día exacto te aviso.